CIUDAD DE MÉXICO.- El tenista mexicano Santiago González falló en su intento de coronar su participación en el torneo de dobles de Doha, Qatar, al caer en la final de la modalidad junto a su compañero, el británico Luke Bambridge.

Luego de que la víspera no se pudo completar el partido de semifinales a causa de la lluvia, Santiago y Luke vinieron de atrás el viernes para imponerse al danés Frederik Nielsen y al alemán Tim Puetz, luego de una hora y cuatro minutos por parciales de 2-6, 6-2 y 10-4.

Tras esa remontada, tuvieron que afrontar el choque definitivo y disputar el cetro ante el indio Rohan Bopanna, 42 del ranking mundial de la especialidad, y el holandés Wesley Koolhof, 18, quienes hicieron válido su tercer lugar en las preferencias para coronarse por 3-6, 6-2 y 10-6.

Un rompimiento de servicio en su única oportunidad marcó la diferencia favorable para “Santi” y su compañero, quienes tomaron ventaja en una primera manga en la que salvaron la única oportunidad de quiebre de los rivales.

En la segunda manga cambiaron las cosas y la dupla mexicano-británica no pudo lograr ninguna posibilidad de “break”, pero los favoritos concretaron dos de tres para igualar el juego y mandarlo al “super tie break”.

Aunque estuvo nivelado, la final la victoria y título fue para Bopanna y Koolhof luego de una hora y 13 minutos de acción, para ganar su primer trofeo del año.

Los vencedores se quedaron con el premio de cerca de 77 mil dólares y 250 puntos en la clasificación, mientras que Santiago y su compañero lograron cerca de 40 mil billetes verdes y 150 unidades para el ranking.

En el singles, el ruso Andrey Rublev se consolido como el segundo favorito al título y accedió a la final tras imponerse al serbio Miomir Kecmanovic, al que superó por 6-3 y 6-1 en apenas 54 minutos de acción.