Tags:

ESTADOS UNIDOS.- Una nueva reposición de “West Side Story” ha hecho historia en Broadway con un récord de 33 miembros debutantes en su elenco.

La obra musical, que se basa libremente en “Romeo y Julieta” al seguir a una pareja de amantes atrapados en el violento mundo de las pandillas, tuvo su estreno oficial el pasado jueves.

El diverso y joven elenco llegó al Broadway Theatre desde Cuba y Panamá hasta Los Ángeles y Massachusetts. Incluye a artistas que han bailado en el medio tiempo de la NBA, a veteranos del teatro rodante y a bailarines de ballet de Los Ángeles.

Aquí las historias de tres de ellos.

“WEST SIDE STORY” POR PARTIDA DOBLE

Ilda Mason no sólo está debutando en Broadway. También está haciendo su debut en el cine, en ambos casos en versiones de “West Side Story”.

“Es una locura", reconoce.

La bailarina panameña de 30 años audicionó para el musical de Broadway durante los ensayos para la película dirigida por Steven Spielberg que se estrena en diciembre. “Ambas son versiones completamente diferentes de la misma historia”, dice.

Mason ha tenido una carrera fascinante. Ganó la versión panameña de “Dancing With the Stars”, actuó en una puesta de “Legally Blonde” en China y salió de gira por Estados Unidos con “On Your Feet!” y “Cinderella” (“La Cenicienta”). Ahora es una suplente en Broadway, lo que significa que se ha aprendido cinco papeles y está lista para salir a escena en caso de que alguien se ausente por enfermedad o vacaciones.

“West Side Story” es un tema recurrente en su vida. Ha estado en una producción del musical en el Signature Theatre en Arlington, Virginia, y en otra del Paper Mill Playhouse en Nueva Jersey.

“Es importante y es relevante. Es mi historia. Yo soy una inmigrante", dice. “Estoy feliz de hacer un espectáculo que cuenta mi verdad”.

En el futuro, dice que le gustaría trabajar cine y televisión para poder hacer lo imposible en cámara: “Quiero ir al espacio y quiero estar con dinosaurios. Básicamente, quiero estar en una película de Steven Spielberg”.

“MI TEATRO”

Trabajar en el Broadway Theatre tiene un significado especial para Satori Folkes-Stone, una nativa de Los Ángeles de 23 años: su madre trabajó en el mismo teatro.

A finales de la década de 1970, su madre, Neisha Folkes, participó en producciones de “The Wiz” y “Guys and Dolls” en el mismo recinto al que su hija entra ahora ocho veces por semana.

“Recuerdo que cuando me dieron el trabajo, ella me preguntó, ‘¿en qué teatro vas a estar?’ Le dije, ‘no sé’. Y me dijo: ‘sería loco que estuvieras en mi teatro’. Claro, ella lo llama ‘mi teatro’”, dice Folkes-Stone entre risas. “Ahora es MI teatro”.

Folkes-Stone estudió en la Facultad de Danza Glorya Kaufman de la Universidad del Sur de California. Presentó “Annie” a niños en China y apareció en una producción escolar de “West Side Story”.

Temió lo peor cuando compañeras de estudio comenzaron a anunciar que habían sido seleccionadas para la reposición de “West Side Story” en Broadway. No escuchó nada de su agente en todo el día y lloró en el baño pensando que no había obtenido el trabajo. Durante un receso en un ensayo nocturno para un proyecto universitario, revisó su teléfono. Su agente le había dejado un mensaje. Le habían dado un papel: Margarita.