FOTO: Policía de Monterrey
FOTO: Policía de Monterrey
Tags:

NUEVO LEÓN.- Por la presunta portación de 16 cartuchos de arma de fuego y seis envoltorios de hierba verde con las características de la mariguana, tres hombres fueron detenidos por oficiales del policía de Monterrey, en la Colonia Caracol.

La detención de Juan José G., de 45 años de edad; Carlos Armando M., de 49 años, y su hijo Carlos Armando M., de 28 años, se registró en el cruce de Garza Sada y Juventino Rosas.

Dos de los presuntos cuentan con antecedentes penales y uno de ellos tiene orden de aprehensión vigente por daños a propiedad ajena y robo agravado en la Ciudad de Puebla y Ciudad de México.

Los elementos de la Policía de Monterrey realizaban labores de prevención y vigilancia cuando reciben el reporte de una camioneta Voyager color arena, con placas de circulación SJM-1397, que se encontraba estacionada en dicho punto, con varios hombres sospechosos a bordo.

Ante esto los oficiales de inmediato llegaron al lugar y solicitaron a los masculinos que descendieran para realizarles una inspección.

Los tres presuntos empezaron a ponerse nerviosos, motivo por lo que se procedió a revisarlos, encontrándole a José Juan, dos envoltorios de hierba verde con las características de la mariguana.

Mientras que Carlos Armando M., portaba en el pantalón 16 cartuchos calibre .9 mm, en la bolsa del pantalón y dos envoltorios también de droga, y de quien se informa cuenta con antecedentes penales por homicidio doloso.

El tercero de ellos identificado como Carlos Armando, hijo del anterior detenido, traía en su poder dos bolsas transparentes con hierba verde con las características de la mariguana, además de que cuenta con una orden de aprehensión por daños a propiedad ajena, del 2019 en el Estado de Puebla, y otra más por robo agravado en la Ciudad de México, del año pasado.

Las autoridades realizan las investigaciones sobre sobre las actividades ilícitas que realizan, asegurando la camioneta para las indagatorias de rigor.

Los tres detenidos fueron trasladados a las instalaciones de la Secretaría de Seguridad Pública y Vialidad de Monterrey, en donde quedaron a disposición del Ministerio Público.