Tags:

ESTADOS UNIDOS.- Estados Unidos concluyó ayer la primera fase del Proyecto Pitón, un operativo masivo que tiene por objetivo descabezar el entramado delictivo del Cártel Jalisco Nueva Generación en el país y que consiguió el arresto de más de 750 miembros del grupo, además de la incautación de más de 20 toneladas de droga (la mayoría, 15, de metanfetaminas) y dinero por valor superior a 22 millones de dólares.

El Proyecto Pitón es la acción más integral hasta la fecha en la campaña del Departamento de Justicia para alterar, desmantelar y finalmente destruir el Cártel Jalisco Nueva Generación
Brian Benczkowski, jefe de la Subdivisión Criminal del Departamento de Justicia

Ha sido una operación de seis meses que terminó en la madrugada del miércoles, cuando se realizó el golpe final. Sólo ayer las autoridades estadounidenses capturaron a 250 operadores y decomisaron 600 kilogramos de droga y 1.7 millones de dólares.

No se trata, sin embargo, de un plan unidireccional, ya que también se está atacando el tráfico de armas desde Estados Unidos a México.

Entre las investigaciones también se frenó el mes pasado el intento de miembros de esa organización delictiva de comprar 200 rifles de asalto y explosivos en California, con el objetivo, precisó el Departamento de Justicia, de contrabandearlos dentro de este país.

“[El Proyecto Pitón] es una de las acciones concentradas más grandes contra una única organización criminal en muchos años”, aseguró Uttam Dhillon, director interino de la Agencia Antinarcóticos (DEA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos, “y subraya el compromiso [de la DEA] de proteger a los estadounidenses, borrando a miembros de nivel alto y medio, y limitando la capacidad del Cártel Jalisco de regenerarse y continuar amenazando nuestras comunidades con sus drogas mortíferas”.

Ninguno de los dos funcionarios de seguridad quiso detallar la nacionalidad de los detenidos, más allá de decir que se trata de mandos medios y altos de este grupo criminal en Estados Unidos y que confían que hayan causado un “daño significativo” al organigrama

“La DEA no parará hasta que esta peligrosa organización esté totalmente destruida”, prometió Dhillon, quien repitió en más de una ocasión el compromiso “incansable” de la Agencia Antinarcóticos contra el cártel, que se demostrará con la segunda fase del Proyecto Pitón, que inicia de forma inmediata y se nutrirá de la información recabada en los últimos seis meses.

Benczkowski y Dhillon hicieron el anuncio flanqueados por el espectacular que anuncia la recompensa de 10 millones de dólares por información que lleve a la captura del líder de esta organización, Nemesio Oseguera Cervantes El Mencho. Los 10 mil millones han corrido como recompensa desde octubre de 2018.