Tags:

CIUDAD DE MÉXICO.- Conforme pasa el tiempo, el cuidado del medio ambiente se vuelve cada vez más en un asunto de vital importancia a nivel mundial, por lo que todos los días, expertos se dedican a buscar diferentes alternativas que ayuden a reducir los altos niveles de contaminación que existen en la Tierra actualmente.

Un producto que puede resultar tóxico no sólo para el planeta, sino también para la salud de las personas son los acumuladores de los automóviles, esto debido a que contienen plomo, ácido sulfúrico y plástico. Afortunadamente, esto ya no tiene que ser así.

A diario, muchas personas cometen el error de botar los acumuladores a la basura, pero al igual que otros productos, estos también pueden ser reciclados, razón por la cual el impacto a los recursos de la Tierra es considerablemente menor, sin mencionar que el costo de producción y también el de venta de estos artículos se ven reducidos.

El proceso de reciclaje consiste en destruir por completo el acumulador y posteriormente una máquina se encarga de separar los componentes, los cuales son sometidos a una limpieza profunda. Dicho procedimiento, se lleva a cabo en empresas como RIASA, recicladora de Grupo GONHER, líder en la manufactura y comercialización de autopartes.